La corresponsabilidad ciudadana. Prevención. Seguridad Pública.

  • Jorge E. Franco Jiménez

Semana complicada para la seguridad pública ante la serie de hechos que de manera relevante están trascendiendo a la comunidad con graves consecuencias, no solo derivadas de los hechos violentes, sino de que estos están contaminando a la parte esencial de conservación y reproducción de la sociedad mexicana, como son la niñez y su juventud, como evidencia de que esta descomposición no es solo responsabilidad de la autoridad sino de la familia, maestros y de la comunidad en general . 

Recientemente se da a conocer que un menor, familiar de un líder de Tepito, se ve involucrado en un delito de secuestro siendo asegurado infraganti; se agregan hechos en que se advierte, en los videos, que se trata de jóvenes que se han convertido en miembros de la delincuencia por sí mismos, teniendo secuestrada una colonia en la Ciudad de México, banda que ahora está siendo denunciada por los vecinos que han tenido que suplir el espacio que no atiende la autoridad, mediante haciendo públicas en diversos medios de comunicación sus denuncias.

En esta maraña de graves alteraciones sociales que se están profundizando se dieron los hechos en que se privó de la vida a tres mujeres y menores de la familia  Le Barón, cuyos sobrevivientes han promovido una marcha para exigir una respuesta-solución al asunto de inseguridad en México e incentivar la participación y corresponsabilidad ciudadana que encause y exija medidas que inhiban estas agresiones a la vida, integridad corporal y patrimonio de los mexicanos que se  deriva estas nocivas acciones. 

En Torreón se difundió que un menor de apenas 11 años, de una escuela privada de Torreón, que se asegura ingresó con dos armas, pidió permiso para salir al baño, se quitó el uniforme y se puso una camisa con la leyenda “Natural Selection” disparo y privó de la vida a una maestra y otras personas y después se suicidó. La ONU s pronuncia respecto a lo ocurrido enfatizando que, al momento de la masacre, el niño vestía una playera del videojuego de disparos “Natural Selection”, de forma parecida a uno de los autores de la masacre en una escuela secundaria en Estados Unidos, donde dos jóvenes mataron a 15 alumnos y maestros en 1999. 

El Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos ha señalado que la disponibilidad de armas deja poco espacio entre los impulsos asesinos y las acciones que resultan en la muerte. Así, el viaje entre las creencias llenas de odio y los crímenes violentos de odio se acelera. De acuerdo con la Agencia de la ONU especializada en Derechos Humanos, la sociedad paga un alto precio por no enfrentarse y no tomar las medidas necesarias para proteger a las personas de la violencia armada. 

La Secretaria de Educación Pública informó que en la próxima reunión general del Consejo Nacional de Autoridades Educativas (Conaedu) se abordará el tema de prevención de la violencia en escuelas públicas y particulares del país, y que intensificará la promoción de cultura de la paz y. además del tema de prevención de la violencia en escuelas públicas y privadas, también se abordará la estrategia de convivencia que se implementa en todo el país. la promoción de la cultura de la paz en todas las escuelas del país. La Dirección General de Radio, Televisión y Cinematografía emite un comunicado con sustento en Ley General de Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes (LGNNA), a fin evitar la difusión en los medios de imágenes o noticias que propicien o sean tendientes a la discriminación, criminalización o estigmatización de niñas, niños y adolescentes

 Todas esta medidas son razonables como respuesta a los sucesos vinculados con menores, sin embargo, como otros apartados de la prevención, este rubro no ha sido suficientemente atendido ni regulado de manera tal que pudieren incidir en la formación tanto en los padres de  familia  como en la escuela a través del magisterio, y sociedad civil,  en contrario, los menores y jóvenes son saturados con programas, juegos e información de actos violentos de toda índole como los sucedidos en centros escolares de los Estados Unidos, conductas que forman un patrón a copiar, a través de la tecnología, en países como el nuestro.

Este asunto de la difusión masiva de noticias, programas y juegos rebasan la educación de los menor en el seno familiar y en los centros escolares en donde pasan mayor tiempo que en su casa;  adicionándose que los padres  tienen que trabajar y en un buen número no cuentan con el tiempo necesario para revisar e inducir ciertas prácticas que auspiciaran que los hijos entiendan el alcance y riesgo de estos hechos y debidamente asesorados  pudieren reducir el impacto de la información masiva sobre estos acontecimientos en la educación de menores y jóvenes.

La acción en sí es preocupante en un esquema de seguridad pública nacional que se encuentra en una etapa de transición con una Guardia Nacional que se está ajustando como policía ocupada hoy en la persecución e investigación de los delitos y delincuentes de alto impacto, coordinada con las de los estados y municipios, sin embargo, el Sistema Nacional de Seguridad no ha tomado medidas preventivas respecto de los centros escolares de primaria, secundaria y preparatoria cuya regulación y control son del orden federal, para inhibir conductas como la desarrollada en la escuela de Torreón, lo que muestra un vacío preocupante en una área sensible ante la publicidad masiva que se hizo de episodios similares en los Estados Unidos..

El asunto es corresponsabilidad de la sociedad civil y autoridad ante estos fenómenos complejos que prueban que el gobierno, como coordinador de la sociedad mexicana organizada, en la actualidad, no tiene la capacidad de resolver el problema de la seguridad pública sobre todo la parte relevante la prevención en las áreas escolares, mismas que como lo señala la Constitución y la Ley General de Educación, corresponde al Estado Federal Mexicano, los padres de familia y magisterio,

Estimo que una de las causas de este hecho es la reproducción de otros, Gabriel Tarde, señala que el motor que impulsa la conducta es la imitación, de hecho, el punto de partida de gran parte de nuestro desarrollo y evolución como seres humanos. La criminalidad es un fenómeno observado, sugerido y adaptado, por el resto de los habitantes de tal contracultura, los medios de comunicación, entre otros factores. La imitación extralógica es la repetición de otra conducta, pero sin tener en cuenta los beneficios u objetivos prácticos que reporte; se imita ciegamente, sin cálculo mental, irreflexivamente.

 

jfranco_jimenez@hotmail.com