• Oaxaca

Tehuantepec le puso el toque de júbilo a la Guelaguetza

Portando ellas el estricto traje de gala.

 Oaxaca.-Santo Domingo Tehuantepec mostró a México y el mundo cómo se puede estar tan contento en la sencillez de una fiesta patronal como en una fastuosa noche de gala.

 

Con música de banda, unos sencillos faroles de papel celofán o de china, unas ramas de carrizo y con el atuendo del “diario”: ellos con su pantalón y camisa de manta; ellas con su vaporosa falda “rabona” y sus huaraches, la gente convierte la calle de un barrio o el atrio de la iglesia en un jolgorio que contagia.

 

Con la representación de las “Estampas de las fiestas titulares”, el grupo Tecuanitépetl encendió el júbilo durante su actuación en la Rotonda de la Azucena, en el primer Lunes del Cerro o Guelaguetza.

 

Ahora se entiende por qué Tehuantepec es una de las delegaciones que no pueden faltar en la máxima fiesta folclórica de los oaxaqueños, y una de las más admiradas en México y el continente americano.

 

Con el son Bandaga: ellas con su enagua de enredo y huipil grande, portando ramas de palma; ellos con camisa y pantalón de manta, y su sombrero “Charro 24”, abrieron la participación de la llamada capital espiritual del Istmo.

 

Enseguida, con los tradicionales juegos pirotécnicos y sus faroles de papel de china o celofán, representaron el convite que anuncia la proximidad de las fiestas en honor de Santo Domingo de Guzmán, el 4 de agosto.

 

Posteriormente interpretaron el Son del ombligo, el Son del Pescado y cerraron su actuación con la grandiosa Sandunga portando ellas el estricto traje de gala.

 

La música estuvo a cargo de la legendaria Banda Princesa Donají, con su espléndida ejecución.

 

La delegación tehuantepecana, compuesta de 40 personas en total, entre bailarines y músicos, sintetizó en 14 minutos establecidos por la organización de la Guelaguetza lo que vive esta población en su fiesta mayor, y se despidió obsequiando a los asistentes totopo, curado, muñequita de barro (Tanguyu) y pan traído de su región, el Istmo de Tehuantepec.

 

Cabe resaltar que dentro de la delegación de Tehuantepec bailó también Naxhielly Jazmín Aguilar Barragán, Reina de la Vela Sandunga 2015, quien además representó a su tierra natal en el certamen Diosa Centéotl, en días pasados, y fue considerada por el público como una de la favoritas entre 29 participantes de las ocho regiones.

 

En su intervención al micrófono, el portavoz de la comitiva invitó al público a visitar y disfrutar las fiestas patronales de Tehuantepec, cuna de la inmortal Sandunga y Reserva espiritual de la cultura zapoteca, del 31 de julio al 6 de agosto.

 

Entre el público se encontraba apoyándolos el presiente municipal, Donovan Rito García, y su esposa, Nadia Clímaco Ortega.

 

Versión para impresión

Encuesta

¿Usted cree que con la alerta de género los feminicidios y la violencia en contra de mujeres disminuirán en el mediano y largo p