• Nación

Crece morosidad en pagos de tarjeta de crédito

  • e-consulta
Los indicadores económicos del país revelan un mal desempeño en el primer trimestre del año, por lo que el crecimiento del PIB será mínimo.

La morosidad en las tarjetas de crédito es mayor que en la crisis de 2008.

La cartera de este tipo de plásticos de la banca comercial alcanzó en febrero su máximo nivel de deterioro causado por el retraso en el pago de los clientes, según los datos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

La Tasa de Deterioro Ajustada (TDA) -un indicador que muestra el monto de los créditos morosos como porcentaje del crédito total- fue 16.42 por ciento para el sector bancario.

La TDA incluye todos los créditos con atraso en pago, incluso aquellos que los bancos han aceptado como pérdida y traslado a empresas de cobranza.

Este nivel de morosidad es 10 veces mayor al que se alcanzó en la crisis de 2008, cuando la TDA fue de 6.47 por ciento, según se informó en una nota del periódico Reforma.

El tropiezo más delicado de la banca en los últimos años fue el retraso en los pagos de tarjetas de crédito tras la crisis, ya que se elevó en 2009 a 9.06 por ciento y luego a 10.49 en 2010.

El nivel más alto en TDA, lo tiene Consubanco, de 28.14 por ciento.

Sigue Bancoppel, con 21.40 por ciento, que atiende a personas de menores ingresos o que no pueden comprobarlos.

En HSBC, la TDA es de 17.97, en Scotiabank de 17.37 y en Bancomer de 15.70 por ciento. Banamex no presentan la TDA a CNBV.

Edgar Castillo Huerta, consultor de Administración de Riesgos y Estrategia Financiera de la escuela de negocios de Tecnológico de Monterrey, Campus Ciudad de México, señaló que la alta TDA es resultado de que la banca otorga más tarjetas de crédito sin analizar los nuevos mercados que atiende.

Sin signos de recuperación la economía mexicana

México registró un bajo desempeño en varios indicadores a inicio de año, lo que retrasará el crecimiento del PIB en 2015, según analistas. La caída en la producción industrial, menos exportaciones por la lenta recuperación en Estados Unidos, recortes presupuestales y una reforma fiscal que no aportó a la economía mexicana, son los factores más citados.

“No vemos que esta perspectiva vaya a mejorar en lo que resta del año”, dijo Marco Oviedo, economista en jefe de Barclays México. “La economía se desaceleró, esperamos un crecimiento débil en el primer trimestre de 2015 principalmente por el mal desempeño de la producción industrial, especialmente en la construcción”, expresó según otra nota del diario 24 Horas.

Es poco probable una recuperación del sector petrolero mexicano en 2015, y en cuanto a las exportaciones no petroleras, existen indicios de una desaceleración debido a que Estados Unidos sólo aumentó su producción industrial 0.1% en febrero, sector que consume una gran parte de las manufacturas mexicanas.

“Las únicas exportaciones que arrojan números sólidos son las automotrices, sin embargo, no estamos muy seguros de la recuperación en EU, que podría impactar el crecimiento económico para este año”, consideró Alexis Milo, economista en jefe de Deutsche Bank México.

Según el INEGI, las manufacturas no automotrices registraron una caída mensual en enero pasado de 5.8%, y aumentaron tan sólo 0.7% en febrero.

Asimismo, los recortes presupuestales por la caída en el valor de las exportaciones petroleras que implementó Hacienda para este año por 124 mil millones de pesos también reduce la expectativa de crecimiento.

“Nosotros lo que esperábamos era que el gasto público iba a ayudar al crecimiento. Ahora ya no lo va a empujar después del recorte”, señaló Arnoldo López Marmolejo, economista principal de análisis macroeconómico para México de BBVA Bancomer.

Además, las empresas y trabajadores en el país todavía se enfrentan a los efectos de una reforma fiscal que no se ha traducido en un beneficio económico y de fomento al desarrollo.

“El gobierno recaudó más de personas y empresas, pero México no vio los beneficios. Ya no se habla de reformar el sistema de seguridad social, y muchos recursos se invirtieron en programas para el combate a la pobreza, la cual no se ha reducido en varios sexenios”, dijo por su parte Rodrigo Aguilera, analista para México de The Economist Intelligent Unit.

Asimismo, pese a que el consumo en tiendas de autoservicio y departamentales aumentó más de 5% en los tres primeros meses del años, existe un escepticismo de que éste sea un síntoma de una recuperación económica sostenida.

“El crédito no ha crecido significativamente y la masa salarial ha disminuido, por lo que no podemos hablar de un crecimiento sostenido del consumo”, comentó Milo.

Datos del INEGI confirman que la trayectoria económica en los próximos seis meses tendrá un crecimiento lento, que no alcanzará a cubrir las minusvalías de la producción y exportaciones petroleras.

“Desde principios de año la economía creció por debajo de su potencial, y se espera que al menos el próximo semestre continúe esta tendencia”, dijo por su parte, Isaac Velasco, gerente de economía de Bx+.

Versión para impresión

Encuesta

¿Qué calificación le otorgaría Usted al primer año de gobierno de Alejandro Murat?

.